Recibi las noticias en tu correo

La sequía afecta al maíz y sólo se cosechará un tercio de la producción

Por la intensa sequía que azota Entre Ríos, el maíz “es el cultivo más afectado” confirmó a AIMCampo el presidente de la Federación de Cooperativas (Fedeco) Edelmiro Oertlin, quien afirmó que los rindes por hectárea se ubicarán muy por debajo de lo normal, “es decir que no superarán el 30 por ciento de los 70 quintales habituales. La realidad es que se cosecharán apenas 2.500 kilos por ha, un tercio de la producción sembrada de este cereal”. “La lluvia que cayó servirá sólo para mejorar pasturas y la soja tardía”, dijo.

Por la sequía, sólo se cosechará un tercio de la producción.

En diálogo con este suplemento, el dirigente señaló que la lluvia que cayó el martes fue escasa, de apenas 12 milímetros en el departamento Paraná, y señaló que aunque  “fue benéfica porque mejorará la pastura, en el caso del maíz, ya no hay retroceso. La dura realidad es que se perderá casi totalmente la cosecha porque el maíz ya hizo si ciclo y desgraciadamente, en Entre Ríos sólo habrá un rendimiento de 2.500  kilos por hectárea, muy lejos de lo necesario para salvar los costos en el caso de los productores que siembran en campo arrendado”.

El dirigente cooperativista indicó a AIMCampo que “en esta campaña agrícola deben sumarse los efectos de la sequía que soporta la provincia, que recorta rendimientos y ganancias. Una vez que termine la cosecha  habrá que evaluar la cantidad de toneladas que no se cosecharon para determinar la pérdida real en pesos”.

Oertlin, ingeniero agrónomo de profesión, destacó que “las estimaciones hablan de una pérdida en el total del país  de 12 millones de toneladas de maíz por un valor aproximado de 70 mil  millones de pesos. Con una cosecha que comenzará a principios de marzo, esta sequía lo alcanzó de lleno en la etapa de formación de los granos”.

El profesional también comentó que aunque Entre Ríos no es una provincia maicera, igual se siembra en Victoria, Gualeguay, Diamante y parte del departamento Paraná, por lo que “tendrá pérdidas importantes”.

Sin embargo, presidente de Fedeco aseveró que “la próxima cosecha de soja, en cambio, está hasta ahora menos afectada que la de maíz. Se banca mejor la seca y los cultivos no llegaron aún a la época de floración”.

No obstante advirtió que en los departamentos más críticos “la soja tardía”, también comenzó a sufrir los efectos de este fenómeno. “Parte de la soja de segunda mejorará, aunque no tendrá el rendimiento esperado”.

Compartir articulo