Recibi las noticias en tu correo

Sancionaron la ordenanza de caducidad automática de habilitación de prostíbulos

El Concejo Deliberante de Paraná sancionó este miércoles, por unanimidad, la ordenanza que dispone la caducidad automática de las habilitaciones de locales destinados a whiskerias y cabarets, que posibiliten la explotación sexual o el ejercicio de la prostitución de terceros.

El proyecto había sido elevado por la intendenta Blanca Osuna, mediante el cual se deja expresamente prohibido en el ejido de la ciudad de Paraná la habilitación de todo local destinado a whiskerias, cabarets y, en general, de todas las casas que permitan el flagelo de la trata de personas.

La norma aprobada determina, asimismo, la caducidad inmediata de todas las habilitaciones de estos locales vigentes a la fecha y la sanción de inhabilitación de cualquier otro local que, con otra denominación o apariencia, permita a sus propietarios, administradores o terceros, obtener un lucro, ganancia o comisión por la explotación sexual o el ejercicio de la prostitución de terceros, hayan estos prestado o no su consentimiento para ello.

La ordenanza aprobada, que modifica una disposición de similar rango normativo que lleva el 8.955, prevé para los infractores una multa de 4.000 litros de nafta súper y la inhabilitación de por vida para la tramitación de cualquier licencia comercial en el ámbito municipal.

Adhesión a la ley nacional de Gestión de Residuos Domiciliarios
El cuerpo sancionó una ordenanza, impulsada por la concejala María Elizabeth González (FJPV), en virtud de la cual el municipio paranaense adhiere en todos sus términos a ley nacional 25.916 de “Gestión de Residuos Domiciliarios”, designando como autoridad de aplicación de la misma a la Secretaría de Medio Ambiente o la repartición que en el futuro la reemplace.

Otros proyectos aprobados
Entre otras iniciativas que tuvieron aprobación del órgano legislativo local figuran dos proyectos de Resolución, autoría de la vicepresidenta 1° del mismo, Cristina Sosa (Fjpv).

El primero de ellos insta al departamento Ejecutivo disponga la instalación de baños químicos en plazas y paseos de mayor afluencia de la ciudad; en tanto que por el restante gestiona la instalación de cajeros con la opción de teclado con sistema “Braille” y señal auditiva y, además, que cuenten con rampas de acceso para personas con discapacidad motora.

Compartir articulo