Recibi las noticias en tu correo

¿Por qué aparecen bolas de luz antes de un terremoto?

Los misteriosos rayos de luz aparecen a veces poco antes de un terremoto, y la ciencia parece haber encontrado la explicación de este fenómeno.

En esta representación gráfica se muestra un fenómeno lumínico parecido a lo que se denomina luces de terremoto. Foto: BBC Mundo

En esta representación gráfica se muestra un fenómeno lumínico parecido a lo que se denomina luces de terremoto. Foto: BBC Mundo

Según investigadores de la Universidad Rutgers, de Estados Unidos, los destellos lumínicos se producen porque los deslizamientos del suelo cerca de las fallas geológicas de la Tierra generan una carga eléctrica.

Conocidas como “luces de terremoto”, pueden ocurrir antes o durante los movimientos sísmicos.

Los rayos más habituales en el cielo son el resultado de una acumulación de carga eléctrica en las nubes.

Pero los experimentos de laboratorio sugieren que estas luces se originan, en cambio, por el aumento de carga eléctrica en el suelo.

Carga eléctrica
Tal como reporta James Morgan, periodista de la BBC, el misterioso mecanismo fue revelado cuando los científicos llenaron recipientes con harina y la agitaron hasta que aparecieron grietas.

Entonces observaron que esto generaba cientos de voltios de electricidad, lo que sugiere que incluso sutiles deslizamientos del suelo en las fallas geológicas son suficientes para cargar la Tierra y provocar rayos en el cielo.

El equipo liderado por Troy Shinbrot observó también otros dos tipos de materiales con partículas que se unen y deslizan de forma similar a como lo hace la Tierra en las zonas más propensas a los sismos.

Así descubrieron que, al ser movidos, todos desarrollan un voltaje eléctrico. Aún no han podido averiguar por qué se produce esta carga.

Pero estas señales de advertencia luminosas podrían ayudar a prevenir desastres, por ello se han iniciado proyectos para observar y registrar estas luces en zonas especialmente vulnerables a los movimientos sísmicos..
BBC Mundo

Compartir articulo