Widgetized Section

Go to Admin » Appearance » Widgets » and move Gabfire Widget: Social into that MastheadOverlay zone

Preocupación e incertidumbre ante denuncias de desmantelamiento del programa Cambio Rural

Técnicos del programa Cambio Rural dependiente del ministerio de Agroindustria e implementado a través del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (Inta), vienen denunciando su progresivo desmantelamiento, con la baja de 1000 grupos de productores de un total de 1400 que quedaban luego de un primer recorte en 2016 y la transferencia de una parte a la órbita del ministerio de Desarrollo Social. “Hay ruido y el técnico no está para nada tranquilo, no sabe si continúa o no y nosotros tampoco sabemos”, dijo a AIM el jefe de la Agencia de Extensión Rural La Paz del Inta , aunque aclaró que en la provincia “hasta ahora no hubo cambios”.

El programa Cambio Rural depende del ministerio de Agroindustria pero se implementa a través del Inta.

El programa Cambio Rural depende del ministerio de Agroindustria pero se implementa a través del Inta.

Técnicos del programa Cambio Rural expresaron su preocupación y repudio a la situación en la que se encuentra el programa en la actualidad y denunciaron “su vaciamiento”, cuestionando las políticas que viene desarrollando el Gobierno nacional para el sector de la agricultura familiar.

Según revelaron, al 31 de julio se han dado de baja 1000 grupos, de los 1400 que habían quedado en pie tras el primer recorte que se hiciera durante el año 2016. “Sólo 400 quedan efectivamente en el programa, pero sin claridad en las condiciones. De los 1000 grupos restantes, 300 pasarían a la órbita del ministerio de Desarrollo Social, por lo que 700 grupos quedarían sin acompañamiento”.

“Considerando que cada grupo reunía entre 8 y 12 productores con un técnico, quedan sin acompañamiento estatal unos cuantos miles de productores y varios centenares de técnicos, a lo largo de todo el país. Esto impacta en rubros tan diversos como apicultura, agroindustrias, avicultura, agroturismo, horticultura, tambo, floricultura, porcinos, caprinos”, alertaron los técnicos a través de un comunicado.

El Programa Cambio Rural, de carácter nacional y en marcha desde el año 1993, ha sido una acción conjunta del ex ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca (hoy ministerio de Agroindustria) y el Inta y está destinado a los pequeños y medianos productores, incorporándose en los últimos años, al sector productivo de la agricultura familiar, que se caracteriza por desarrollar sus actividades productivas y comerciales en el mismo predio donde vive la familia, la mano de obra que se emplea es netamente familiar y genera alimentos que se vuelcan a los grandes mercados, pero también en ferias y en venta directa a los consumidores, desde donde se distribuyen para llegar a la mesa de todas las familias. Mediante la metodología de conformación de grupos (entre 8 y 12 productores), se accedía al acompañamiento técnico con quien se elaboraba un Plan de Trabajo Grupal para alcanzar los objetivos propuestos.

Consultado por esta Agencia, el jefe de la Agencia de Extensión Rural La Paz del Inta afirmó que en la provincia no existe “ninguna información y hasta ahora no hemos tenido cambios. Suponemos que la semana que viene vamos a ser notificados, al igual que los técnicos, si ha habido un cambio”.

El funcionario anticipó que la semana que viene tendrán una reunión con autoridades de Agroindustria: “Ahí vamos a ver qué hay de cierto o no de los comentarios que hay a nivel nacional”.

De todas maneras admitió que “hay ruido (sic) y el técnico no está para nada tranquilo, no sabe si continúa o no y nosotros tampoco sabemos”.

En el comunicado difundido por técnicos del programa advierten que de desmantelarse el programa “se minimiza al sector que produce alimentos, se achica el mercado interno, peligra la diversificación de la producción, se desligan de acompañar las mejoras de las producciones intensivas, se desvaloriza el trabajo de aquellos que vienen acompañando la transición hacia modelos de producción agroecológicas y más sustentables, se pretende privatizar la extensión, se pierden puestos de trabajo, se subestima a los profesionales formados que llevaban adelante estos grupos”.

“El impacto de esta decisión política de reducir el programa Cambio Rural, de quitarle el apoyo técnico a la agricultura familiar y de dejar sin trabajo a los tTécnicos impacta directamente sobre los productores, sus ingresos y fuentes de trabajo. Por otra parte, se pierde soberanía alimentaria, ya no decidimos cómo, qué y cuándo comer, porque van quedando pocas posibilidades de elección, al poner en riesgo el abastecimiento de alimentos sanos, seguros y de calidad y a un precio accesible”, analizaron.

Comparte este articulo