Widgetized Section

Go to Admin » Appearance » Widgets » and move Gabfire Widget: Social into that MastheadOverlay zone

Instagram ve el mundo desde mi ventana

Yulia Agranovych, una ex dentista pediátrica convertida en modelo, de San Petersburgo, navegaba a través de su feed de Instagram una mañana, cuando notó una vista familiar en una foto publicada por una tal Vlada Abramovich.

Era la misma vista que admiraba a diario desde la ventana de su dormitorio, por lo que continuó mirando a través de la galería de la mujer, y descubrió varias imágenes de su marido, Nazar Grynko. Yulia decidió confrontarlo con las fotos.

“No estaba buscando nada, era una mañana normal”, dijo Yulia a la cadena de noticias rusa Ren-TV. “Al igual que cualquier otra persona en el siglo 21 comencé mi día navegando a través de mi timeline de Instagram, y de repente vi esta fotografía. Resultó que esta mujer y yo tenemos una gran cantidad de los mismos seguidores. Después de visitar su cuenta, encontré muchas otras fotografías interesantes, incluidas las de mi esposo”.

Después de dejar el comentario “hermosa vista desde la habitación de mi marido” en la foto de Instagram, Julia decidió confrontar a su esposo al respecto, pero negó las acusaciones de adulterio, alegando que había invitado a amigos al apartamento a tomar algo mientras ella estaba de viaje. Vlada, quien según él era la novia de un amigo, había tomado la foto en esa ocasión. Eso le pareció un poco sospechoso a Yulia ya que “cuando llegaran los invitados, se habrían dirigido a la cocina a tomar té, no a la habitación”. Resulta que tenía razón.

Vlada, la mujer que publicó la foto reveladora, configuró su cuenta de Instagram como ‘privada’ después de ser confrontada por Yulia al respecto, pero luego pasó a otras redes sociales para alardear sobre el affair. Cuando se le preguntó si no tenía ningún problema en acostarse con un hombre casado, Vlada no se disculpó, y respondió: “Ella es su esposa, no la mía, ¿cuál es el problema? ¿Acaso es un vegetal sin libre albedrío? No me hagas reír”.

Vlada dijo que sus críticos “vivían en el siglo XVIII” y dijo: “Si quiero tener sexo, lo tendré”.

A la luz de las revelaciones de su amante, Nazar finalmente admitió a Yulia que había sido infiel en más de una ocasión, y con varias mujeres. Yulia dice que él le dijo que “nunca me fue infiel mentalmente, y que les dijo a todas las chicas que estaba casado. Me encantó la frase acerca de ser mentalmente fiel”.

“Las otras chicas fueron mucho más agradables, una incluso me llamó por teléfono y me dijo que no tenía idea de que estaba casado”, dijo Yulia.

Yulia dijo a los periodistas que después de hacer pública su historia, recibió mensajes de otras mujeres en situaciones similares que elogiaron su coraje y dijeron que se sentían inspiradas para enfrentar a sus propios compañeros infieles.

“Muchas mujeres me apoyaron y me dijeron que estaban orgullosas de mi valentía, que lo discutí abiertamente con ironía y sarcasmo, por lo que ahora están listas también para deshacerse de sus hombres infieles”, dijo Yulia, agregando que se divorciará de su marido.

“Espero hacerlo rápido… esas personas nunca cambian. Si encuentra a una mujer que está lista para estar con él, y para aceptarlo, que sean felices juntos. Estoy tan contenta de haberlo sabido ahora y no cuando quedara embarazada, por ejemplo, porque estábamos planeando tener una familia. O cuando tuviera 40 años y con tres hijos “, dijo la esposa engañada.

Recientemente, Yulia publicó este mensaje en su Instagram: “Gracias, Vlada Abramovich, eres una mujer experimentada que me ha enseñado una buena lección”.

 

Comparte este articulo