Alimentos cada vez más caros

El rubro de los alimentos sufrirá durante los próximos meses el mayor impacto inflacionario, luego de quedar en segundo lugar en la tabla de aumentos del mes de mayo.

Foto ilustrativa.

Según el “Informe de coyuntura” de la Universidad Nacional de Avellaneda, “una desagregación por rubros del alza de precios da cuenta de una inflación absolutamente regresiva. Primero fueron los servicios básicos los que tenían el mayor grado de aumento. Y en esta segunda etapa, la devaluación tendrá un fuerte impacto en los alimentos”.

El Indec informó este jueves que el costo de vida fue del 2,1 por ciento en mayo mientras acumuló 11,9 por ciento en los primeros cinco meses del año. Los precios que más subieron fueron Comunicación, 3,9 por ciento; Alimentos y bebidas, 3,3 por ciento; Recreación, 2,5 por ciento; y Restaurantes y Hoteles, 2,4 por ciento.

También subieron fuerte los rubros Salud, 2,2 por ciento; Equipamiento y mantenimiento del hogar, 2,2 por ciento; Prendas de vestir y calzado, dos por ciento; y Transporte, 1,9 por ciento.

En los últimos doce meses el Indice de Precios al Consumidor (IPC), registra un incremento del 26,3 por ciento.

Alimentos quedó en segundo lugar en la tabla de los mayores aumentos del mes de mayo.

Como señala el análisis, “son los bienes más necesarios y a los que los sectores de menores recursos destinan la mayor parte de los ingresos los que más aumentan, mientras que los bienes y servicios prescindibles suelen tener una inflación por debajo de la general”.

“Por un lado, porque nuestra matriz productiva exportadora está compuesta en su mayoría por bienes alimentarios que, al generarse una devaluación, sin ningún tipo de intervenciones del Estado, la misma se transfiere directamente a los precios locales de dichos alimentos”, destaca.

“Por otra parte, por el aumento de los precios regulados, que siguen siendo muy superiores a la variación del índice. Esto empuja los costos de producción y por ende también el precio de los bienes”, agrega.

En conclusión, afirman los especialistas, “el nivel general del índice mayorista para los primeros cinco meses de este año alcanza un aumento acumulado de 24,8 por ciento con un aumento en el mes de mayo de 2,7 por ciento. Puede observarse como en 2015, para esta altura del año, el aumento de los precios mayoristas no superaba el tres por ciento. Además, tanto los productos nacionales como los productos importados están alcanzando lo más alto de la serie. Esto es producto de la devaluación y la inestabilidad económica que pronto trasladará estos aumentos a los precios minoristas. Como puede observarse, los productos primarios aumentaron 12,5 por ciento y dentro de los mismos, los productos agropecuarios un 11,8 por ciento”.

Para los economistas, el 11,9 por ciento de inflación acumulados en los primeros cinco meses del año “evidencia un fracaso de la política antiinflacionaria. Prueba de ellos es que ningún dato mensual de 2018 fue menor al del mismo mes en 2017. Así, se observa cómo mes a mes la inflación acumulada se distancia de los resultados del año pasado”.

“En los 30 meses de gestión del actual equipo económico el alza del nivel general de precios acumula una variación de 107,5 por ciento, superando en más de 10 puntos porcentuales el 96,3 por ciento acumulado en los últimos 30 meses de la gestión anterior”, concluyen.

Ámbito