Artistas callejeros elaboran una ordenanza para legalizar la actividad en Paraná

Junto con el asesoramiento legal y el acompañamiento institucional de la Defensoría del Pueblo de Paraná y la delegación local del Inadi, artistas callejeros que se desempeñan en la capital provincial ultiman detalles en la elaboración de un marco legal que les permita llevar adelante sus artes y medio de vida. Esta semana volverán a reunirse para cerrar un borrado que será presentado para la consideración de concejales de distintos bloques, confirmó a AIM el ombudsman Adjunto, Pablo Donadío. 

El defensor del Pueblo Adjunto de Paraná junto a la asesora legal de la institución, Ana Belén Menghi, mantuvo una tercera reunión con artistas callejeros de la ciudad para analizar el avance en la elaboración de un anteproyecto de ordenanza que promueva, fomente y proteja toda actividad artística y cultural en la vía pública. “La idea es que esta semana tener una nueva reunión para seguir trabajando este ante proyecto. Nosotros los acompañamos en la idea que esta actividad por lo menos esté reglamentada, pero no con la idea de limitar, sino al contrario, para tener garantías de poder trabajar en los espacios públicos”, aclaró a esta Agencia Donadío.

El defensor a cargo de la Defensoría de Paraná, apunto que la iniciativa surgió porque “hoy por hoy lo que ellos están pasando(los artistas callejeros), es que en algunas instancias la policía los corre de algunas esquinas, porque dicen que no cuentan con permiso para estar haciendo eso y, por otro lado, porque corren riesgo que algún vehículo los pueda atropellar. Bueno, queremos trabajar esos temas. Esta semana vamos a tener una nueva reunión, y proponérselo a concejales de distintos bloques. Luego sí se podría formalizar”, detalló.

Antecedentes

El grupo de artistas callejeros de Paraná vienen desde hace tiempo solicitando poder ejercer el derecho de trabajar libremente en los espacios públicos de la ciudad, principalmente durante el corte de los semáforos. Justamente, ellos advierten que tienen problemas mientras realizan la actividad en los segundos de la luz roja.

Gonzalo Aizcorbe, Nahuel Alegre y Rocío Beltramini explicaron que sufren los controles de parte de la Policía y que en muchos casos terminan no pudiendo trabajar en esos espacios. La intervención policial –según informan- se da en el marco de la Ley de Contravenciones, por ruidos molestos, debido a llamados de vecinos o porque las cámaras del 911 los detectan en las esquinas.

Al respecto, en las conversaciones que vienen manteniendo con el defensor Adjunto de Paraná, la titular de la Oficina del Defensor del Pueblo de la Nación en Entre Ríos, Nazarena Rau, y en reuniones anteriores, también con la titular del Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo (Inadi), Silvia Campos, han concluido que la situación podría subsanarse con la elaboración de una normativa específica que contemple la actividad artística y cultural en espacios pública.

“Pedimos que las gestiones de gobierno estén a la altura de las circunstancias de estos reclamos que son históricos, que tienen que ver con poder ejercer la libertad de expresión a través del arte. Nosotros no queremos encerrarnos en un lugar para hacerlo”, explicaron.

Para la redacción del boceto de la normativa que el grupo tiene pensado alcanzar a concejales de la ciudad se tiene en cuenta una ordenanza vigente en San Isidro. La idea es que el espíritu de la norma sea la reivindicación de todo tipo de expresión que tenga que ver con el arte libre en la vía pública. Incluye distintas disciplinas (malabaristas, payasos, circo, magia, música). “El arte es muy amplio y los espacios públicos también. Queremos que nos dejen expresarnos libremente”, afirmaron.

Por último, puntualizan que el grupo es numeroso y en permanente cambio, que no hay un registro y que se pretenden que la nueva norma prevea uno, y que es constante la llegada de artistas de otros lugares del país, de la provincia, y también el intercambio de experiencias y actualizaciones con los itinerantes.