Cuenta regresiva: Se acerca la tradición de armar el arbolito

El 8 de diciembre se debe decorar el árbol navideño con objetos, guirnaldas o algodón. Esta tradición se cree que nació en el siglo XVII. Se basó en varias costumbres: una de ellas remite a los germanos, quienes solían “vestir” a los árboles secos y sin hojas del invierno europeo con frutos para que los “espíritus buenos” que habitaban en ellos no se fueran. Otra hace referencia a los primeros adornos, las manzanas, las que simbolizaban el fruto del árbol prohibido del Génesis bíblico. Se sabe que luego fueron reemplazadas por bolas de cristal.

La Navidad es, después de la Pascua, la fiesta más grande del calendario cristiano.

Este 8 de diciembre muchos argentinos armarán su arbolito de Navidad, preparándose para las Fiestas de Fin de Año 2018.

Para los católicos, las esferas simbolizan los rezos que se realizan durante el período de adviento, y los colores tienen que ver con su naturaleza. Las rojas refieren a peticiones; las plateadas, al agradecimiento; las doradas son de alabanza y las azules, de arrepentimiento. En tanto, la estrella que se coloca en la punta del árbol simboliza la fe que debe guiar la vida del cristiano.

El árbol de Navidad debe poseer entre 24 y 28 esferas, de acuerdo a los días que tenga el Adviento, que se van colocando desde el 8 de diciembre hasta Nochebuena. Cada una debe acompañarse de una oración o un propósito.

Las luces como adorno encuentran su origen en una idea del protestante Martín Lutero. Según se transmitió entre las generaciones, una noche el reformista caminaba hacia su casa cuando notó que el brillo de las estrellas iluminaba los árboles cercanos. Como quedó encantado con esa escena intentó reproducirla en su casa. Para ello, colocó un pino en la habitación principal y le puso alambres para sostener velas.

Si quiere tener lo necesario para armar su arbolito de Navidad, se puede recorrer cotillones, bazares, jugueterías y supermercados de la capital provincial para encontrar los accesorios. Con precios variados y propuestas con gran influencia yanqui, algunos paranaenses ya compraron o se disponen a comprar lo necesario para llevar a cabo esta tradición.

Desde noviembre las vidrieras y góndolas de supermercados, cotillones, bazares y jugueterías empezaron a mostrar todos los accesorios para aquellas personas que quieren empezar a realizar sus compras para la decoración navideña con anticipación.

Árboles de navidad en miniatura hasta gigantes de dos metros (color verde), son algunas de las opciones que tienen los paranaenses para adquirir. Para los más osados y menos tradicionales también hay de color blanco, fucsia, turquesa, violeta. Esta tendencia hizo furor hace unos años en nuestro país y aún se mantiene.

Asimismo, según pudo ver AIM, los pesebres, los accesorios como coronas para las puertas de entrada de las casas, globos, guirnaldas y moños se pueden encontrar en algunas tiendas. Para completar el árbol –y aunque no sea del agrado de los decoradores- podemos encontrar guirnaldas plateadas, doradas o de colores. Los globos o como se los conoce en Entre Ríos, los soplillos, tienen precios variados, de acuerdo al tamaño, material. Generalmente conviene comprar las cajitas que vienen con 4 o 6.

Para la entrada de casa, las coronas son ideales, también se puede optar por moños de color rojo, un Papá Noel de fieltro o algo más sofisticado con luces.

Otro elemento indispensable para estas fechas son las luces, actualmente se ofrecen de distintos tipos y colores y destacan cualquier decoración. Las tradicionales tiene precios accesibles pero desde hace unos años lo más novedoso es utilizar las Led, que con más caras pero quedan hermosas y destacan cualquier árbol o ambiente.

De la misma manera, reflejando la influencia yanqui en el armado del pinito, en grandes hipermercados vemos que los chicos se encuentran, se enamoran y se aferran a los muñecos gigantes de Papá Noel, renos, o trineos para poner al pie del árbol. Los precios no son de lo más accesibles y nada asegura de que el adorno llegue sano y salvo al 24 de diciembre.

Entre los consejos que dan los expertos es que la elección del color, la forma y el tema depende del estilo que lleve la familia, incluso del tipo de muebles y decoración cotidiana del hogar.

Los árboles Led también pueden ser una opción para esta temporada, quizás no llenan las expectativas de los chicos, pero para otros ambientes pueden ser ideales.

El pesebre viene en todos los materiales, y tamaños, según espacio disponible. Hay muchos accesorios como casas y animales, que hacen que la elaboración se vuelva una actividad mágica. Los prefieren pequeños.

Las coronas: si bien una grande queda muy bien en la puerta de calle, algunas pequeñas para el interior de la casa adornan mucho.