Denuncian que el Gobierno desprotege a los adultos mayores

Denuncian que el Gobierno desprotege a los adultos mayores. AIM.

El Foro por los derechos de las personas mayores advirtió a AIM que las localidades entrerrianas, sobre todo la capital, no son ciudades accesibles y amigables, por lo que reclaman políticas de Estado que hagan que las tramas urbanas sean espacios que permitan la autonomía para un envejecimiento activo. Además, se exigió que el Honorable Concejo Deliberante (CHD) de Paraná nombre al Defensor del Pueblo de Adultos Mayores.

La transformación demográfica poblacional devela la prolongación de la vida de los ciudadanos, que implica un desafío para los Estados. En la provincia la mayoría de las ciudades no están preparadas estructuralmente para contener a los adultos mayores, pero poseen los dispositivos legales para llevar adelante un proceso con políticas inclusivas que van desde la mejora de aceras y carreteras a estrategias interdisciplinarias con centros de día y espacios recreativos para un envejecimiento activo.

“Hoy hay un maltrato a los mayores desde el Estado hasta las familias”, advirtió a esta Agencia Norma Alonso, psicóloga especializada en gerontología, quien precisó: “Los gobiernos (nacional, provincial y municipal) deberían promover políticas públicas inclusivas que impliquen más centros de día y ciudades accesibles y las familias deben incluir a los mayores y no llevarlos a instituciones que les llaman ‘hogares’, porque esos espacios patologizan a la gente sin control alguno”.

En ese sentido, puso como ejemplo la capital entrerriana. “Paraná  no es una amigable ni accesible, porque no asegura los derechos protegidos para sus mayores, no exige el cumplimiento de sus Ordenanzas, no tiene una perspectiva preventiva para planificar la asimilación de una avalancha poblacional de personas mayores, no educa en valores para la convivencia, la integración intergeneracional y la participación ciudadana incorporando la cultura y experiencias de tantas personas mayores que gustosamente pondrían sus conocimientos en cuidar y mejorar su barrio”, precisó la psicóloga.

En ese marco, Beatriz Arbasetti apuntó que las autoridades “deben ocuparse de solucionar los múltiples problemas que tiene la ciudad en cuanto a la accesibilidad (infraestructura y transporte) y debe pensar programas a largo plazo, que impliquen una transformación que atienda las necesidades de las personas discapacitadas, de los adultos mayores y de todos los peatones”.  Asimismo, la docente consideró que los dirigentes deben comprender la necesidad de este proceso de modernización de la cartografía urbana y los servicios públicos -como ocurre en ciudad europeas, como Barcelona- y deben tener empatía, por lo que se instó a las autoridades a avanzar en una planificación urbana, hacer cumplir las Ordenanzas, inyectar recursos en el mejoramiento de espacios públicos, hacer un transporte accesible y avanzar en la elección del Defensor del Pueblo de Adultos Mayores.

Por otro lado, Alonso remarcó que también se debe reforzar la contención familiar: “El adulto mayor debe poder volver a la casa de la familia, para conectarse con sus hijos y nietos, por lo que el Estado y las obras sociales deben promover estos espacios de media jornada”. En ese marco, la psicóloga subrayó que no se debe optar por las internaciones en geriátricos, ya que esos lugares son solamente para la vejez patológica, para la enfermedad, por lo que se debe apelar a otros dispositivos como ocurre en Europa, donde hay agentes sanitarios que permiten que las personas vivan con más cuidados, más protegidas y sigan gozando del derecho a la autonomía.

Defensor del Pueblo de Adultos Mayores

La defensa de los derechos de los adultos mayores por parte del Estado es un espacio ausente. “Está planificado y presupuestado pero no se eligió a nadie para ocupar ese lugar”, indicó a Arbasetti, quien comentó que desde el Foro se presentó un documento al HCD de Paraná para que avance en la elección del ciudadano que ocupará el cargo.  Precisamente, la referente social recordó que el Defensor tiene como objetivo luchar por los derechos de los adultos mayores, ya que actualmente son vulnerados por diferentes instituciones gubernamentales, privadas y por la misma familia.