La importancia del sueño

Cada año el tercer viernes del mes de marzo, se celebra el Día mundial del sueño, fecha en la que se realizan diversas actividades con el objetivo de prevenir los riesgos asociados a la somnolencia diurna y a todos aquellos trastornos relacionados con el sueño. Este año, la celebración es el 15 de marzo y el lema de la fecha es: “Sueño saludable, envejecimiento saludable”, registró AIM.

En el año 2008 la Asociación Mundial de Medicina (World Association of Sleep Medicine) creó el Día Mundial del sueño para llamar la atención a la población mundial sobre los diversos problemas relacionados con el sueño al mismo tiempo de poder dar una solución personal a cada persona que sufre trastornos asociados al sueño.

Importancia del sueño

Hoy en día tras muchas investigaciones los profesionales confirman que el dormir poco o mal es un factor de riesgo causante de múltiples enfermedades de salud. La reducción de las horas de sueño necesario para que nuestro cuerpo descansa puede alterar el sistema hormonal y el metabolismo favoreciendo el desarrollo de enfermedades como la diabetes, obesidad y numerosas enfermedades cardiovasculares.

La falta de sueño estimula el deseo de alimentos ricos en calorías, reduce el gasto energético y esto lleva a un aumento del peso pudiendo llevar a la obesidad.

En los niños es fundamental que duerman las horas correspondientes y lo hagan de una manera adecuada. La falta de sueño puede llegar a provocar en los niños deficiencia de crecimiento. Este problema también lo sufren aquellos niños que tienen problemas cuando duermen como dificultades respiratorias o aquellos que duermen pocas horas.

Causas del trastorno del sueño

Entre las causas más comunes que generan los trastornos del sueño se encuentran:

Calambres en las piernas.

Dificultades respiratorias.

Analgésicos con cafeína.

Toma de medicamentos como por ejemplo los antidepresivos.

Movimientos en diferentes partes del cuerpo como brazos y piernas.

La Sociedad Española de Neurología realiza un listado con todas aquellas pautas que pueden mejorar y favorecer el descanso y el sueño diario. Para ello debemos de seguir los siguientes consejos:

Realizar deporte a diario.

No tomar una cena copiosa.

Evitar tomar bebidas estimulantes.

Mantener estables los horarios de sueño.

El sueño profundo es uno de los tres pilares de la buena salud junto con una dieta equilibrada y el ejercicio regular.

Existen aproximadamente 100 trastornos del sueño, sin embargo, la mayoría de ellos son tratables por los Especialistas en Medicina del Sueño.

Las personas con un sueño profundo y sin interrupciones experimentan tasas más bajas de hipertensión arterial, diabetes, obesidad y otras enfermedades crónicas.

Día Mundial del Sueño 2019

Este año el lema es: “Sueño saludable, envejecimiento saludable”. Está destinado a enfatizar la importancia del sueño en la salud general a cualquier edad. Este enfoque es intencionalmente amplio en sentido, y abarca el mensaje de que la calidad de vida puede mejorarse con un sueño saludable. Por el contrario, cuando el sueño falla, la salud disminuye, disminuyendo la calidad de vida. Dormir bien es una función atesorada y uno de los pilares fundamentales de la salud.