Cómo afecta a la Uner el recorte de partidas a las universidades

La asignación aprobada por el Congreso a las casas de altos estudio en todo el país para 2019 asciende a un 28,9 por ciento más que lo otorgado en 2018. La proporción es menor a la inflación, que cerró oficialmente en 47,6 por ciento anual. Pero en este período se dio además la particularidad que la Universidad Nacional de Entre Ríos recibió menos en cuanto a este global. Fue de 25 por ciento más que el período anterior.  Para mantener el equilibrio de gastos frente a esta merma, el secretario Económico Financiero de la unidad académica dijo a AIM se incrementó la proporción al pago de sueldos y se achicaron montos para el funcionamiento general. 

La Uner hace malabares con la asignación de menores partidas para este año

El incremento de presupuesto para el 2019 respecto a 2018 a las Universidades nacionales fue menor, pero además este año se dio la situación de una novedosa distorsión. A unidades académicas como a la Universidad Nacional de Buenos Aires, por ejemplo, se le otorgó 32,8 por ciento. Como la UBA representa casi el 18 por ciento de todo el conjunto universitario, le fue retaceado a otras universidades, entre las que fue afectada la Uner, que le fue asignado el 25 por ciento, por lo que pasó a representar una participación menor de la “torta”, que quedó en el 1,24. “Con este menor porcentaje que nos tocó, la Uner para mantener el mismo nivel de actividad académica que el año anterior –misma cantidad de docentes y no docentes–, tuvimos que afectar del total del nuestro presupuesto el 94 por ciento para sueldos, cuando en años anteriores veníamos afectado el 90 por ciento”, detalló Juan Manuel Arbelo.

En números concretos, el secretario Económico Financiero planteó que de contar con unos 100 millones de pesos para funcionar (todo lo que no es para sueldo) en 2018, se pasó para el corriente a contar con 88 millones para funcionar, cuando deberían contar al menos con 140 millones si se toman los incrementos de inflación.

¿Cómo hace entonces la Uner con menos dinero? Arbelo planteó que el Consejo Superior de la Universidad definió técnica y políticamente primero mantener los cargos docentes. Y con el monto menguado “para funcionar”, se vieron reducidos algunos de los programas de desarrollo en ciencia y técnica. De todos modos, aclaró, comenzaron una ardua tarea de negociación con el Ministerio de Educación para que se reconozca el menor presupuesto asignado proporcionalmente que el año pasado para poder reclamar las diferencias.

“Tenemos congelados todos los programas. Lo único que se decidió por Consejo Superior incrementar es al programa de bienestar estudiantil, de un 20 por ciento, como un paliativo porque los alumnos son los quienes más padecen la situación económica. Sabemos que no es suficiente, pero como el primer paliativo es para los alumnos se sostienen las becas y asignación para comedores”.