El derecho a la identidad de origen avanza en la Legislatura

Logró despacho de comisión el proyecto de Ley por el que se garantizará el derecho a la identidad de origen a todas las personas nacidas en Entre Ríos, confirmó AIM. El Estado deberá proveer el acceso gratuito a toda información relacionada.

Imagen: ilustración.

La comisión de Legislación General de la Cámara de Diputados dio dictamen favorable al proyecto de Ley por el que se garantizará el derecho a la identidad de origen, facilitando la búsqueda de información a toda persona que presuma que ha sido suprimida o alterada en el momento de nacimiento o posteriormente su identidad.

La iniciativa la presentó el diputado Pedro Báez, quien argumentó que “se ve la necesidad de dar respuestas organizadas, estatales y gratuitas a las personas que interesan buscar sus orígenes”. Se estima que en Argentina existen más de 3 millones de personas que no conocen su identidad, incluso en las otras provincias son los mismos “afectados” quienes bregaron por el surgimiento de las Leyes, como en Santa Fe.

Garantizar a través del Estado el derecho a la identidad de origen surgió como propuesta e iniciativa del Equipo de Investigación de la Facultad de Trabajo Social de la Universidad Nacional de Entre Ríos (Uner): “No lo quiero tener más, lo vengo a devolver”. Trata sobre las características de los circuitos burocráticosadministrativos en el proceso de las adopciones tramitadas a través del Consejo Provincial del Menor en el período 1973 a 1983 bajo el régimen de la Ley 19.134. Este estudio, de fuerte compromiso de la universidad pública con la sociedad, permitió obtener información y conocimiento sobre la modalidad en que la vigencia de Ley Nacional 19.134, del gobierno de facto de Alejandro Agustín Lanusse vigente hasta 1997, bajo la figura de la “adopción plena” permitió el borramiento absoluto de los orígenes de miles de ciudadanos que actualmente buscan su identidad encontrándose con diversas dificultades en las instituciones del Estado para reunir la información requerida y para poder elaborar sus historias de vidas.

En ese marco, se fundamenta que “desde los albores del proceso democrático post dictadura la sociedad argentina se vio conmovida por las noticias que daban cuenta del plan de apropiación sistemática de bebes que se dio en aquel periodo negro de nuestra historia”. Abuelas de Plaza de Mayo, Hijos, organismos de derechos humanos y una multitud de anónimos posibilitaron que 128 de ellos recuperen su identidad y “no podemos desconocer que la firme decisión de Néstor Kirchner y Cristina Fernández en ejercicio de la presidencia de la Nación contribuyeron enormemente a esos logros”.

“La identidad nacional es el cumulo denso de las identidades individuales y colectivas que componen nuestro pueblo y mientras haya centenares de argentinos y argentinas que estan privadas de su identidad no sera posible que nos asumamos plenos. Esa es una cuestión identitaria central, pero en verdad este proyecto intenta un abordaje mucho más abarcativo atendiendo a que estamos frente a un derecho humano fundamental y primario como lo es la Identidad. Es decir, el conocimiento de origen, de saber quiénes fueron sus padres, sus hermanos, su país o ciudad de nacimiento, y todos sus vínculos que conformaron su entorno al venir al mundo”, aseguró el diputado.