Saltar menúes de navegación e información institucional Teclas de acceso rápido

El clima hoy en:

-

- -

El dólar hoy: (BCRA)

$98,75 / $104,7

Internacionales
Internacionales

Sánchez indulta a líderes catalanes con la resistencia de la derecha

Los indultos a los nueve líderes catalanes del procés condenados a prisión ya son una realidad a pesar de la oposición que han suscitado en la arena política. El presidente del gobierno español, Pedro Sánchez, los ha oficializado en una breve declaración institucional en la escalinata del palacio de La Moncloa 40 minutos después de terminar la reunión del Consejo de Ministros que les ha dado luz verde. En ella, Sánchez, quien ha querido aclarar que la iniciativa "no cuestiona la vía judicial", ha aducido "razones de utilidad pública" para concederlos, y ha concretado que éstas tienen que ver con "restablecer la convivencia y la concordia en el seno de la sociedad catalana y española".

“Es la mejor decisión para Catalunya y para España y la más conforme con el espíritu de concordia de la Constitución”, ha asegurado el jefe del Ejecutivo tras una reunión del Consejo que ha concluido minutos antes de las 14 horas tras casi cuatro horas y media de deliberación.

"Es el momento de volver a la política, de pasar página" ha dicho el presidente, una vía que, a su juicio, "nunca se debió abandonar" en una crítica implícita a la judicialización del conflicto que llevó a cabo el gobierno de Mariano Rajoy.

El presidente ha explicado que los indultos son reversibles y están condicionados a que los condenados no vuelvan a delinquir en un periodo determinado de tiempo y por lo tanto existen unos condicionantes. Además ha informado que se perdonan los delitos de malversación y la sedición pero se mantiene intacta la inhabilitación derivada del delito de desobediencia.

Así por ejemplo en el caso del presidente de ERC, Oriol Junqueras, el indulto está condicionado a que no cometa "delito grave" en el plazo de seis años, según el expediente al que ha tenido acceso La Vanguardia y en el que se subraya que desde su entrada en prisión ha seguido obteniendo amplios apoyos electorales y "su peso en el devenir de las relaciones entre España y Catalunya resulta indiscutible".

Y es que todos ellos tienen un periodo durante el cual no pueden cometer delitos graves bajo pena de ver revertida su medida de gracia. Así en el caso de Joaquim Forn, Jordi Turull y Josep Rull este periodo es también de seis años; cinco, para Jordi Sànchez y Jordi Cuixart; cuatro, para Raül Romeva y Carme Forcadell, y tres

La medida de gracia, ha recalcado Sánchez, no exige que los beneficiados por ella cambien sus ideas. "No esperamos tal cosa. De hecho, las personas encarceladas jamás fueron sancionadas por sus ideas, sino por sus actos contrarios a la legalidad democrática", ha añadido. En esa línea, ha manifestado que una democracia fuerte como la española "no pide a nadie que renuncie a sus ideas, pero exige que todas las ideas se defiendan en el marco de la legalidad".

En un orden más político, el jefe del Ejecutivo ha añadido que "la sociedad española quiere una Catalunya próspera, plural y solidaria y con alto grado de autogobierno, una Catalunya sin España ni sería europea ni próspera". "España sin Catalunya no sería España, como Catalunya sin el resto de España no sería Catalunya. Esta certeza es el norte que guía nuestro camino. Hay camino", ha ahondado.

En la tarde ibérica estaba prevista que el rey ponga su rúbrica en los reales decretos de indultos y mañana se publiquen en el BOE, momento en que previsiblemente el Tribunal Supremo acordará la puesta en libertad de manera inmediata de los nueve líderes independentistas.

Por lo tanto, los presos saldrán este miércoles, previsiblemente a partir del mediodía, del centro penitenciario de Lledoners, donde han cumplido la mayor parte de su condena Junqueras, Forn, Romeva, Turull, Rull, Cuixart y Sànchez; de Wad Ras, donde se encuentra Forcadell, y de Puig de les Basses, donde ha cumplido la pena Bassa.

En cualquier caso, los indultos acaban con un ciclo de prisión que se ha llegado a alargar entre un máximo de 3 años y 8 meses y un mínimo de 3 años y 3 meses de prisión. Lea ¿Qué parte de la pena han cumplido los políticos indultados?, por Ander Goyoaga.

Sin embargo, quedan excluidos de las medidas de gracia los políticos que decidieron en su momento abandonar España para afrontar las consecuencias judiciales de sus actos ante la justicia europea, entre ellos el expresidente de la Generalitat, Carles Puigdemont. Lea Puigdemont al margen de los indultos, por Silvia Hinojosa.

Recursos anunciados

Durante la jornada de hoy, los principales partidos de la derecha han anunciado recursos ante la Sala Contencioso-Administrativa para intentar revocar las medidas de gracia, pero en este estadio la personación exige justificar ser parte afectada.

En este sentido, el líder del PP, Pablo Casado, ha esgrimido el informe de la Guardia Civil sobre los miembros de los CDR investigados en la Audiencia Nacional en el que se asegura que uno de ellos buscó en Internet "Pablo Casado" entre otros políticos opuestos a la independencia de Catalunya, de lo que la Benemérita deducía que podrían tener la intención de atentar contra él.

Por su parte, la secretaria general de Vox, Macarena Olona, ha ido más allá y ha amenazado con una querella en la sala Penal del Tribunal Supremo por prevaricación contra cada uno de los miembros del Consejo de Ministros que han firmado los "infames" indultos a los presos del procés si la Sala de lo Contencioso Administrativo les da la razón y revoca las medidas de gracia como pretenden con el recurso que presentarán en este sentido.

Desde Catalunya, el presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, acompañado de los catorce consellers, ha comparecido en una breve declaración institucional con la que no ha parecido querer asumir el “pasar página” reclamado por Pedro Sánchez un poco antes y en la que ha reclamado una negociación que desemboque en un referéndum pactado tras los indultos.

españa

Artículos Relacionados

Teclas de acceso