Tintín entre los salvajes

Hoy nació, en 1907, el dibujante belga Hergé, papá de Tintín.

Gráfica de Marcelo Saratella.

Tintín, héroe de historieta, encarnó las virtudes civilizadoras de la raza blanca.

En su aventura más exitosa, Tintín visitó el Congo, que todavía era propiedad de Bélgica, y allí se rió mucho de las ridiculeces de los negros y se entretuvo cazando.

Fusiló a quince antílopes, desolló a un mono para disfrazarse con su piel, hizo estallar un rinoceronte con un cartucho de dinamita y disparó a la boca abierta de muchos cocodrilos.

Tintín decía que los elefantes hablaban francés mucho mejor que los negros. Para llevarse un souvenir, mató a uno y le arrancó los colmillos de marfil.

El viaje fue muy divertido.

Capítulo para el 22 de mayo del libro Los Hijos de los Días de Eduardo Galeano.-