Saltar menúes de navegación e información institucional Teclas de acceso rápido

El clima hoy en:

-

- -

El dólar hoy: (BCRA)

$865,5 / $905,5

Salud y Bienestar
Salud y Bienestar

Tener una mascota beneficia a tu salud mental

¿Vivís con un animal? Si la respuesta es positiva, cuidalo con todo tu cariño y aprovechá las enormes ventajas que proporciona a tu salud mental. Te contamos las más importantes.

Tener una mascota beneficia a tu salud mental. Da igual si tienen pelo, plumas, escamas; si se dejan abrazar o solo los contemplas hacer sus cosas. La presencia de ellas reconforta de muchas maneras y de forma significativa.

La ciencia no es ajena a esto y se lanza a describir las ventajas de la compañía de un animal en las vidas de los humanos. Veamos qué efectos tiene sobre el estado de ánimo y el bienestar emocional el contacto con otras especies. Te invitamos a que continúes la lectura.

¿Por qué tener una mascota beneficia a tu salud mental?

Con su compañía, los animales son capaces de modificar la química de nuestro cerebro. Así lo afirma un estudio publicado en Frontiers in Psychology , el cual comprobó que la interacción entre humanos y el resto de las especies provoca la liberación de oxitocina, la hormona implicada en la creación de vínculos y las sensaciones de calma y bienestar.

Acariciar o jugar con animales, así como otras formas de contacto físico, fueron las acciones medidas en esta investigación.

Al igual que te hace feliz compartir con un perro o gato, por ejemplo, también se encuentra el efecto complementario. En 2018 se difundió un trabajo en BMC Psychiatry, analizando este efecto en personas con enfermedades mentales de larga duración.

En él se encontró que, si había animales en el proceso, en tareas desafiantes disminuían considerablemente las respuestas fisiológicas al estrés (presión arterial alta, liberación de cortisol, etc.).

Perros y ejercicio físico

Ciñéndonos a especies que se encuentran normalmente en las casas, los perros son ideales para promover una vida más activa en sus cuidadores. Puesto que necesitan mínimo 2 paseos al día, ayudan a abandonar el sedentarismo. En promedio, es posible dedicar hasta 160 minutos semanales a pasear las mascotas fuera de casa, acota Journal of Physical Activity & Health .

De manera indirecta, esto repercute en la salud. Como se advierte desde el American Journal of Preventive Medicine, el ejercicio físico contribuye a mejorar la salud mental y a paliar los síntomas de enfermedad como la depresión o la ansiedad. Conviene, además, adecuar esta actividad física al ámbito que más favorezca al humano.

Cuidado de una mascota y salud mental

El propio acto de cuidar y tomar responsabilidad también beneficia la mente. De hecho, el libro Handbook on animal-assisted therapy: Theoretical foundations and guidelines for practice (2016) recoge que el cuidado fomenta una buena autoestima, sentido de propósito y sentimientos de conexión emocional.

Por otro lado, la compasión hacia los animales también es objeto de estudio; son varias las indagaciones que ahondan entre esta actitud y la promoción de las conductas proambientales y prosociales. Se destaca, así, el papel de los centros de rescate de animales y santuarios, donde se generan cientos de interacciones con ellos que fomentan la empatía.


Los animales alivian la soledad y brindan apoyo social

Que las mascotas acompañan es un dato que procede del conocimiento popular. No obstante, esto está comprobado, sobre todo, en estudios de terapia asistida con animales aplicada a la tercera edad, los cuales señalan que los sentimientos de soledad remiten.

En otros colectivos donde cuidar la salud mental también es clave, como en las neurodivergencias, se ha probado la efectividad de terapias asistidas con animales. En el espectro autista, por ejemplo, encuentran que los animales ayudan a mejorar el desarrollo de las capacidades socioemocionales de infantes con este trastorno del neurodesarrollo.


Mascota, salud mental y acciones por un mundo mejor: un nexo indiscutible

Es lógico pensar que una actividad de cuidados desarrolle la consciencia sobre los problemas ambientales y sociales del entorno. Asimismo, de esta ampliación de la empatía derivan conductas de acción para solventarlos, lo que produce, a su vez, mayor sensación de control y un aumento de la autoestima.

Por otro lado, la relación entre la empatía hacia los animales y las actitudes que promueven la sostenibilidad está probada en estudios, como el publicado en Global Environmental Change. En él se describe que la empatía generada a partir de la interacción humana-animal se generaliza hacia la relación con el medio ambiente y la preocupación por su preservación.

Cuidar una mascota impacta de modo positivo

La conclusión de todo este discurso es que sí: cuidar de una mascota tiene un impacto directo y positivo sobre la salud mental. Dicho impacto se ejerce a través del desarrollo de la empatía y la generación de hormonas como la oxitocina, dando lugar a actitudes más compasivas y prosociales.

Por último, cabe destacar la ética en este ámbito. Si bien los beneficios que agrupa la compañía de un animal son múltiples, sería contrario a toda esta filosofía establecer una relación utilitaria con ellos. La apertura de miras, la empatía y el fin de la soledad solo se alcanzan a través de compartir ese amor desinteresado que les convierte en lo que son.

Fuente: La Mente es Maravillosa

mascota animal Salud Mental

Dejá tu comentario sobre esta nota

Artículos Relacionados

Teclas de acceso