Saltar menúes de navegación e información institucional Teclas de acceso rápido

El clima hoy en:

-

- -

El dólar hoy: (BCRA)

$166,2 / $174,2

Caleidoscopio
Caleidoscopio

Nos vamos poniendo viejos

Alberto prometió llenar la heladera de los jubilados y cumplió: por lo menos a los que pueden todavía pagar la electricidad, la heladera se les llena de luz cuando la abren. Desde hace mucho, en la Argentina promesa política y mentira política son indistinguibles; hasta cierto punto la mentira es inocente, porque no engaña; pero como no hay nada mejor, se acepta lo que hay con algún resto de esperanza, que es lo último que se pierde.

De acuerdo a cifras oficiales, en la Argentina hay casi seis millones de jubilados; alrededor de la mitad cobra la pensión mínima, es decir: el sueldo no alcanza ni siquiera a la mayoría de los que reciben una pensión mayor que la mínima.

Cuando la inflación anual prevista ronda el 100%, el gobierno anunció un aumento de las jubilaciones y un bono trimestral que juntos implican un alza nominal del 34 por ciento desde este mes de setiembre. En resumidas cuentas, con este aumento el haber mínimo de los jubilados sería de la mitad del valor de la canasta básica.

La seguridad social
El sistema previsional, la intervención del Estado en el sostenimiento de los que ya pasaron su edad económicamente productiva, es una creación de Otto von Bismarck en Prusia. El ultraconservador "canciller de hierro" previó medidas para poner a su país al nivel de Inglaterra y superar el atraso en que la mantenía la fragmentación feudal.

Y creó un sistema jubilatorio tomando inspiración del que hubo para las viudas de comerciantes en la antigua Liga Hanseática. La finalidad era evitar desbordes sociales cuando las masas campesinas fueran desplazadas a las ciudades en la industrialización que se planeaba.

En la Argentina el sistema fue adoptado más tempranamente que en los otros países sudamericanos. Pero desde la década de los 80 del siglo pasado la crisis económica recayó sobre los asalariados principalmente, y sobre todo sobre los jubilados. El sistema jubilatorio solidario fue destruido y el pago de las pensiones fue incorporado al presupuesto.

Como antes, peor que antes
Desde la crisis de 2001 los ancianos quedaron más desprotegidos que nunca. El sistema brinda cada vez menos una cobertura razonable a las personas que por razones de edad no generan ingresos necesarios para mantenerse.

La proporción de los que llegan a la edad de retiro sin posibilidad de acceder a un salario es cada vez mayor y la situación tiende a empeorar sin que aparezcan políticas que propongan las rectificaciones necesarias.

En 1993 se instaló desde el gobierno un sistema diferente, el sistema de capitalización, mediante las AFJP; pero la crisis de 2001 se lo llevó cuando era evidente que proporcionaba grandes beneficios a los gerentes y personalidades que promovieron el negocio, pero dejaba en la estacada a los que esperaban jubilarse.

Cavallo al galope
El autor del proyecto fue el ministro Domingo Felipe Cavallo. Los trabajadores activos fueron invitados a optar por la capitalización o el reparto. Si cumplido cierto plazo breve no optaban, eran inscriptos sin más en la capitalización, lo que hacía presentir algún interés no claro, pero sospechable.

La quiebra del sistema previsional obligó a aumentar la edad jubilatoria y modificar la fórmula de aumento de las jubilaciones para que crezcan menos que la recaudación

La crisis actual del sistema se debe a cinco causas, según Ariel Coremberg, profesor de la Universidad de San Andrés. Estas son la moratoria a los aportantes que no cumplieron los requisitos para jubilarse; la ampliación de la base de no aportantes, que convirtió al sistema previsional en un sistema de asistencia social, luego incrementado mucho más mediante los "planes".

Pesan también en la crisis la economía informal, donde se vive al día y no hay aportes, la reducción de las cargas patronales con el argumento de reducir costos laborales y la sobreinversión en títulos públicos del Fondo de Garantía Sustentable.
De la Redacción de AIM.

jubilados restricciones Economía

Dejá tu comentario sobre esta nota

Artículos Relacionados

Teclas de acceso