Saltar menúes de navegación e información institucional Teclas de acceso rápido

El clima hoy en:

-

- -

El dólar hoy: (BCRA)

$98,75 / $104,7

Internacionales
Internacionales

Hasta la ONU pide a Colombia prohibir el fracking

El relator de la ONU sobre sustancias tóxicas y derechos humanos, Marcos Orellana, sostuvo que el fracking genera contaminación tóxica, que amenaza la vida, la salud y los ecosistemas. A finales de enero, David Boyd, relator de medioambiente, también recomendó prohibirlo.
En la Comisión Quinta de Cámara de Representantes se llevó a cabo en la mañana de este viernes la tercera audiencia pública preparatoria, previa al debate y votación de los proyectos de ley que buscan la prohibición del fracking en Colombia.
Durante la jornada el relator especial de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) sobre sustancias tóxicas y derechos humanos, Marcos Orellana, le solicitó a los congresistas prohibir esta técnica de fracturación hidráulica para explotación de hidrocarburos en yacimientos no convencionales en Colombia, debido al alto impacto medioambiental, a la salud y el bienestar social que ocasionaría.
Su petición concuerda con la recomendación que había realizado el pasado 29 de enero el también relator especial de la ONU sobre medioambiente y derechos humanos, David Boyd, quien destacó la necesidad de hacerle frente a la crisis climática garantizando un futuro bajo en carbono.
De acuerdo con el relator especial de sustancias tóxicas, “el Congreso de la República de Colombia tiene una gran oportunidad de prohibir el fracking. Es más fácil tomar acción antes de que una industria peligrosa como esta se establezca, que intentar remediar la inevitable contaminación tóxica que genera el fracking”.
Orellana indicó que “nuevas inversiones en este campo son incompatibles con la protección de los derechos humanos. Esto, porque el fracking genera contaminación tóxica, que amenaza la vida, la salud y los ecosistemas; agrava la emergencia planetaria y el cambio climático; vulnera el derecho de vivir en un ambiente sano, y menoscaba el desarrollo sostenible”.
Durante su intervención, el relator de la ONU exaltó que Colombia es uno de los países más megadiversos del planeta, por lo que en este momento “el Congreso tiene la oportunidad de elevar su mirada hacia el futuro y preservar el legado de su megabiodiversidad, la protección del derecho de vivir en un medioambiente libre de tóxicos”.
El relator les pidió a los parlamentarios colombianos que adopten una ley que prohíba esta práctica no convencional.
En el espacio también participaron las médicas Larysa Dyrszka y Laura Rodríguez, quienes señalaron los impactos en la salud pública del fracking.
La experta del Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (Ipcc) de Naciones Unidas, Paola Arias, resaltó los impactos de esta forma de extracción en la crisis climática, mientras que el geógrafo argentino Javier Grosso presentó la evidencia sobre sismicidad por fracking en el megaproyecto Vacamuerta.
A finales de enero el relator David Boyd había señalado en el Congreso que se debían sustituir los combustibles fósiles por energías renovables y que Colombia, como país firmante del Acuerdo de París y de la Convención Marco sobre el Cambio Climático de las Naciones Unidas, se había comprometido a reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero y en ese orden de ideas el desarrollo del fracking en iría en contravía de ese objetivo.
“A la luz de sus obligaciones y en virtud del derecho constitucional e internacional de los derechos humanos y del medioambiente, sostengo, respetuosamente, que el gobierno de Colombia debe aprobar una ley para prohibir el fracking”, concluyó.
La respuesta del gremio petrolero en ese instante no se hizo esperar. Por medio de un comunicado, el presidente de Naturgas, Orlando Cabrales Segovia, sostuvo que es necesario avanzar en los proyectos piloto de investigación científica para tener una claridad con bases técnicas y científicas de cómo el fracking puede hacerse minimizando la probabilidad de ocurrencia de riesgos ambientales y sociales, cumpliendo altos estándares técnicos y ambientales planteados en la normatividad establecida para tal fin que se expidió el año pasado.
Cabrales expresó su sorpresa por el pronunciamiento del relator Boyd con respecto al fracking, al considerar que este funcionario de la ONU desconoce la importancia del gas natural en la reducción de emisiones de CO2, en la transición energética y en el mejoramiento de la calidad del aire.
Fuente: Semana Sostenible

Colombia fracking - shale gas - shale oil

Artículos Relacionados

Teclas de acceso