Saltar menúes de navegación e información institucional Teclas de acceso rápido

El clima hoy en:

-

- -

El dólar hoy: (BCRA)

$124,0 / $130,0

Salud y Bienestar
Salud y Bienestar

Piratas de ideas

Hay hoy en día piratas educados, pulcros y bien vestidos a diferencia de los antiguos filibusteros por los que apenas había pasado la civilización, carecían de buenos modales y solo querían oro y ron. Sin embargo, los nuevos no han podido evitar el mote de "biopiratas".

Los biopiratas no son nuevos en cuanto a su comportamiento; ya Robert Louis Stevenson, en su famosa novela "La Isla del Tesoro" puso como personaje central a John Silver "el Largo", al que le faltaba una pierna. El Largo era capaz de atender con gentileza a sus clientes cuando fingía ser dueño de una fonda en Bristol, pero a bordo podía ser todo lo brutal que se espera de un pirata.

De todos modos, los nuevos filibusteros que recorren el mundo no tienen garfio en reemplazo de la mano perdida, ni pata de palo, ni parche en un ojo. Su función, como la de los piratas del Caribe, es robar; pero no monedas españolas de plata sino el conocimiento ancestral de las comunidades indígenas y campesinas sobre los usos medicinales de las especies vegetales autóctonas. Cuando patentan ese conocimiento logran el monopolio legal de su venta a nivel mundial. Los mexicanos se quejan de que deben comprar maíz y frijoles a los Estados Unidos después de que sus lejanos ancestros originarios los inventaron a partir de plantas silvestres.

En algunos casos los modernos bucaneros ni siquiera se acercan a las poblaciones locales; sólo se informan, a través de publicaciones científicas o de divulgación, sobre las propiedades de determinada planta y obtienen algunas muestras.

Una de las especies más comunes en nuestro monte indígena es la congorosa. Se trata de un arbusto de hojas espinosas, de color verde brillante, cuyo nombre científico es Maytenus ilicifolia. Este arbusto es muy apreciado en Uruguay Brasil, Argentina y Paraguay por su uso medicinal .

La congorosa es rica en tanino y polisacáridos; tiene acción antioxidante, antiinflamatoria y protectora gástrica, ayuda a mejorar problemas de úlcera gástrica, acidez, mala digestión y dolor en el estómago.

Estudios en cobayos demostraron que tiene un efecto semejante al de la cimetidina, un medicamento utilizado para reducir la producción de ácido en el estómago.

También tiene propiedades antibacterianas, sobre todo contra la bacteria H. Pylori, que puede causar lesiones y úlceras en el estómago.

Otros estudios demostraron que puede disminuir la proliferación de células cancerígenas debido a la presencia de triterpenoide pristimerina. Es también laxante, diurética y ayuda a cicatrizar heridas de la piel .

El conocimiento popular sobre el uso medicinal de la congorosa ha sido registrado en numerosas publicaciones de los cuatro países. Sin embargo, un laboratorio japonés se ha adueñado de este conocimiento y lo ha patentado en su país, apareciendo como el "descubridor" de las propiedades medicinales de la congorosa, que no existe en el Japón.

La patente en cuestión es para extractos de Maytenus ilicifolia (la congorosa), especialmente quercetin-3-O-glucósido, como agentes analgésicos y antiinflamatorios. Está a nombre de Nakamura, M. y otros. Los otros datos que se citan son: Patent- Japan Kokai Tokkyo Koho-08 133, 981: 5pp. (1996)

Los charrúas y guaraníes y luego los criollos se han pasado gratuitamente este conocimiento de generación en generación, sin pensar en patentarlo con fines lucrativos. Pero ahora ya no les pertenece el conocimiento sino que es es propiedad exclusiva de Nippon Mektron Japan. Ningún otro laboratorio uruguayo elabora un producto que contenga congorosa como uno de sus componentes sin obtener el consentimiento oneroso a la empresa japonesa. Para robar el oro, los viejos filibusteros al menos se jugaban la vida. Los biopiratas, con la ley internacional de su lado, no se juegan nada pero se llevan los cofres de oro.
De la Redacción de AIM.

congorosa tanino antioxidante planta medicinal

Dejá tu comentario sobre esta nota

Artículos Relacionados

Teclas de acceso